Estrategias para mejorar tus finanzas

Suena fácil pero no lo es, llevar el control de nuestras finanzas muchas veces es algo que no nos resulta muy bien. Es por esto que las personas terminan agobiadas en deudas al gastar más de lo que ganan o al no tener un ahorro que les permita salir de apuros en momentos de crisis.

Para mejorar tus finanzas no necesitas ser un contador ni contratar a uno, tan solo debes de poner en orden tus ideas y prioridades, solo sigues estos consejos y veras como no es tan difícil.

Calcula tus gastos mensuales

Este es el primer paso, debes de calcular cada uno de tus gastos según el orden de prioridad, comienza por los alquileres si es que no cuentas con casa propia, luego los servicios de luz, agua, gas, condominio, créditos, etc., luego tu consumo mensual en alimentos, incluye todo hasta los gastos en comida rápida, luego saca cuentas sobre tus otros gastos como internet, tv satelital, suscripciones a otros servicios y otros gastos. De esta forma sabrás cuanto gastas en promedio al mes y cuanto necesitas ganar mínimo.

Estrategias para mejorar tus finanzas

Estrategias para mejorar tus finanzas

Reduce los gastos innecesarios

El primer paso para mejorar tus finanzas es reducir esos gastos que son más un lujo innecesario como por ejemplo servicio de tv satelital con canales extras cuando apenas ves 4 horas de tv a la semana y siempre los mismos canales. Las comidas rápidas cuando no tienes ánimo de cocinar también son un gasto que podrías reducir, aunque no está demás darse un gusto de vez en cuando. Las rentas de teléfono con excesivas también son un gasto muy alto hoy en día sobre todo porque difícilmente consumas todos los recursos ofertados.

Busca las mejores ofertas

No es necesario comprar una ropa de marca en la tienda más prestigiosa de tu zona, por lo general existen tiendas menos populares que te pueden vender el mismo producto a un mejor precio. También recuerda que lo barato sale caro, es decir, si vas a comprar unos zapatos  asegúrate que sean de buena calidad y duraderos, de lo contrario en poco tiempo tendrás que verte en la necesidad de adquirir unos nuevos, esto aplica para todos los productos que compres.

Evita las tarjetas de crédito

Los consumos a través de tarjetas de crédito generan intereses que a la larga se convierten en un dolor de cabeza, no está demás tener esto como una opción de emergencia, pero siempre que puedas cancelar de contado tu compra hazlo y no te endeudes más de lo necesario.

Crea un fondo para emergencias

Ya habiendo calculado tú consumo mensual y reducido los gastos innecesarios, es hora de crear un fondo de ahorro para emergencias, este te permitirá salir de apuros en casos de que necesites recurrir a un gasto fuerte o para la adquisición de un bien mayor. Un fondo de ahorro es siempre un seguro de vida.

Son pasos sencillos que te permitirán mejorar tus finanzas y así evitar esos dolores de cabeza por las fugas de dinero o cuando surgen esas molestas emergencias.

Fuente: TramitesEn